¿SON SEGUROS LOS COCHES ELÉCTRICOS PARA NIÑOS?

Coches Eléctricos para Niños

Ya sea como madre o como padre, tus hijos te admiran. Quieren vestirse como tú, actuar como tú, jugar a los médicos o cocinar, ¡pero sobre todo quieren conducir un coche como tú! Seguro te habrá pasado como a nosotros: en cuanto paramos el coche y tenemos que esperar por algo, los niños quieren sentarse a “conducir”. Les encanta.

Así que, concordarás conmigo si digo que los coches eléctricos para niños son un mega invento.

COCHES ELÉCTRICOS PARA NIÑOS

La verdad es que yo no hacia la menor idea de que estos coches eléctricos se comercializan desde los años ochenta. Y no me sorprende en nada ya que es todo un acierto como juguete para los niños. Y es que los niños desean esa libertad de movimiento como todo el común de los mortales. O sea, todos nosotros.

Y eso es tan cierto como dejar a nuestros hijos libres de su silla en el coche. Se arma la de san quintin jajajaja. Se alborotan, y claro, se quieren sentar en el sitio del conductor y conducir como lo hacen mamá y papá.

En la actualidad los coches eléctricos son mejores. Ya están optimizados con mejores baterías, lo que permite más tiempo de diversión. Y que decir de los diseños que se comercializan. Ya los coches eléctricos para niños se parecen cada vez más a los coches de los adultos. De hecho, ya es bien posible que papás e hijos lleven el mismo coche. Otro factor muy relevante es el hecho de que ya encontramos modelos mucho más baratos que los primeros comercializados.

Coches Eléctricos para Niños

Pero con tantas variedades en el mercado, ¿cómo saber cual es el mejor para nuestros hijos? ¿Qué tipos de coches eléctricos existen? ¿Cuál el mejor? ¿Son seguros estos paseos motorizados para nuestros hijos?

¿QUÉ SON LOS COCHES ELÉCTRICOS PARA NIÑOS?

Son como pequeñas réplicas de los coches. Están hechos a pequeña escala, son eléctricos y manejables. La comercialización de estos coches eléctricos explotó con gran popularidad a principios de los años noventa. Eran de dos plazas, y similares a un Jeep.

Los coches eléctricos de hoy son una pasada. Yo misma no podría creerme todo lo que estos coches nos ofrecen. Algunos tienen radios FM (Y si, que funcionan) e incluso pueden reproducir música desde tu teléfono o reproductor de MP3. La mayoría de estos coches eléctricos tienen incorporados ruidos realistas. Ya os imagináis los niños, ¿verdad? Flipan, claro. Es solo imaginar la sonrisa de nuestros niños mientras lo “aceleran” su motor V12.

Con estos coches, nuestros hijos viajarán con una batería de 6 o 12 voltios. Las baterías de 6 voltios suelen ser de los coches más pequeños y permiten una velocidad igual al ritmo de una caminata (2.5 mph). Ya las baterías de 12 voltios corresponden a los coches eléctricos más granditos, y alcanzarán una velocidad similar a un ritmo de trote (5 mph).

Las baterías durarán entre 1 y 1.5 horas, aunque en realidad depende del peso de carga y del pavimento.

¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS PARA NUESTROS HIJOS DE VIAJAR EN COCHES ELÉCTRICOS?

Los científicos en desarrollo infantil coinciden en que el tiempo de juego es mucho más que divertirse. Se trata de aprender a resolver problemas y habilidades sociales necesarias para el resto de la vida de nuestros hijos. Viajar en coches eléctricos ayuda a fomentar habilidades únicas en los niños, de una manera divertida y segura.

JUEGO INDEPENDIENTE

La independencia no es algo que nuestros hijos aprenden mágicamente cuando cumplen los 16 años. La libertad necesita ser desarrollada desde niños. Viajar en estos vehículos es excelente para que prueben la independencia aunque con reglas (al final, la vida es eso mismo). Ya sea que tu hijo gire a la izquierda o a la derecha o decida conducir cuesta arriba o cuesta abajo, esa decisión depende de el. Y conocerá las consecuencias inmediatas de las decisiones que tome.

AIRE LIBRE PARA LOS NIÑOS

Jugar al aire libre es vital para que los niños desarrollen empatía y estilos de vida saludables. Estar al sol, escuchar a los pájaros cantar y compartir el espacio con los insectos y los animales les enseña a los niños que hay otros seres vivos en este mundo además de ellos. Los coches eléctrico de juguete les darán a los niños una razón para dejar los videojuegos y jugar afuera.

HABILIDADES MOTORAS

Las habilidades motoras son extremadamente importantes para todas y cada una de las áreas de nuestra vida. Es muy importante que los niños las desarrollen desde pequeñines. No es difícil ver cómo un viaje en el coche eléctrico ayudará a desarrollar estas habilidades a una edad temprana. Los niños necesitan aprender cómo interactúan sus cuerpos con herramientas y máquinas, y no hay mejor manera de hacerlo que conducir un vehículo.

COOPERACIÓN Y TRABAJO EN EQUIPO

La movilidad que ofrecen los coches a batería crea una oportunidad para que los niños aprendan a trabajar juntos. Si tu hijo tiene amigos con coches eléctricos, disfruta de una quedada entre ellos. Verás como tratarán de decidir “a dónde viajar juntos” y aprender cómo conseguirlo sin interponerse en el camino unos de los otros. Los coches eléctricos de dos plazas enseñarán a los niños a compartir y cooperar. Solo una persona puede controlar el viaje en coche a la vez, los niños deberán compartir ese lugar y aprender a confiar en quien se sienta en el asiento del conductor.

DIVERSIÓN POR AÑOS

Otro beneficio de un coche eléctrico para niños es que estos son atractivos para una amplia gama de edades. Estos coches eléctricos para niños no son fácilmente superados por otros juguetes, ya que los niños casi nunca se aburren. Si compras el coche eléctrico adecuado para tu hijo, este podría ser su juguete favorito durante muchos años. Es una inversión mucho mejor para ti como madre/padre, a que tener que seguir comprando muñecas nuevas o el último videojuego cada X tiempo.

¿CUÁLES SON LOS DIFERENTES TIPOS DE COCHES ELÉCTRICOS PARA NIÑOS?

La popularidad de los coches eléctricos para niños ha llevado a que muchos fabricantes de juguetes desarrollen una amplia selección y con una gran cantidad de características.

En cuanto al diseño encontrarás cualquier opción que puedas imaginar. Si a tu hijo le gustan los vehículos pesados, hay tractores agrícolas y excavadoras con cucharas de trabajo. Si por lo contrario le gustan los autos rápidos, hay Ferraris, Lamborghinis y Porsches. Si le gusta el offroading, puede elegir entre Jeeps, quads y carritos con capacidades reales off road. Asegúrate de conocer cuáles son los gustos de tu hijo para que puedas regalarle el coche eléctrico que más le emocione.

Una de las principales diferencias entre los tipos de coches eléctricos es el tamaño. Pueden ser diseñados para niños pequeños hasta niños de 5 años, y hasta 14 años. ¡Algunos coches de juguete motorizados pueden incluso adaptarse a adultos pequeños! Es increíble.

PIENSA EN EL FUTURO

Debes pensar en el futuro, cuando decidas el tamaño del coche eléctrico. Asegúrate de que sea lo suficientemente grande como para que no lo dejen en un año o dos. Deberías poder encontrar un coche que se ajuste a tu hijo durante al menos 3 años. Si tu hijo tiene 7 años, puedes comprar algún coche más grande que se ajustará a tu hijo durante muchos años.

Como mencioné anteriormente, también hay diferentes tipos de energía. Por lo general, sus opciones son baterías de 6 voltios y 12 voltios. Es importante que no le des un coche muy potente a un niño pequeño ya que no podrá controlarlo. 

Para los niños muy pequeños está la opción del control remoto montado en el automóvil . Este tipo de coche nos da a nosotros, los padres, el control del vehículo. Tu hijo puede sentarse y dar un paseo divertido mientras tu controlas el coche con un control remoto. Este es ideal para bebés y niños pequeños. Si bien los bebés no podrán controlar el juguete por sí mismos durante algunos años, todavía pueden disfrutar de la conducción de mamá o papá. Algunos de los controles remotos que se montan en los coches tienen múltiples propósitos y, cuando el niño tiene la edad suficiente, puedes simplemente presionar un interruptor y, mágicamente, tu niño puede controlar el juguete desde el asiento del conductor.

¿ES SEGURO EL COCHE ELÉCTRICO PARA NIÑOS?

La seguridad es siempre una preocupación para nosotros, los padres. Los paseos en coches eléctricos son relativamente seguros cuando comparamos con otros juguetes. No es nada probable que los niños se caigan o que tengan colisiones a alta velocidad como puede suceder con una bicicleta o un patinete. Y tampoco hay piezas pequeñas para que los niños pequeños las metan en la boca.

Pero al igual que con cualquier juguete y con la vida en general, existen riesgos y peligros. Los mayores peligros para los niños que juegan en los coches eléctricos son las piscinas y las carreteras. Un adulto debe estar siempre supervisando al niño durante su paseo. Asegúrate de que se mantenga alejado de piscinas para evitar que se caigan. Conducir el coche eléctrico puede ser peligroso cerca de las carreteras y también de los coches reales. Debe estar siempre un adulto presente para disminuir estos riesgos.

Un padre atento que supervisa a su hijo no debe preocuparse de que un viaje en coche eléctrico sea demasiado peligroso para su hijo.

LOS COCHES ELÉCTRICOS PARA NIÑOS MOLAN, ¡Y MUCHO!

El coche eléctrico es un excelente juguete para tu hijo, le encantará jugar durante mucho tiempo con él. Son juguetes perfectos para aprender habilidades importantes para el desarrollo y, con la supervisión adecuada, son seguros para niños de todas las edades. Así que ya tienes una muy buena opción de regalo para estas navidades.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: